Publicado el Deja un comentario

Mi viaje

Hoy quiero contarte mi viaje...

…el viaje que empezó hace muchos años y al que le quedan otros tantos.

Mi menarquia llegó en verano. Yo tenía 12 años y lo único que sabía de la menstruación es que era algo que había llegado para fastidiar mi vida. En este momento lo pienso y siento una mezcla de rabia y tristeza porque una niña de esa edad sienta eso. Viví mi menstruación con vergüenza, queriendo esconderla cada vez que llegaba, pensando que era algo sucio y asqueroso y sabiendo que, desde el momento en que llegó, debía de tener mucho cuidado con lo que hacía.

Con 15 años descubrí lo que eran los tampones y que con ellos no se para el verano los días de tu menstruación. Y con los tampones llegó el amor de verano, el chico guapo que venía a veranear al pueblo y por el que todas las chicas suspiraban. ¿Me mira a mí? Esto no puede estar pasando… ni en mis mejores sueños puede estar pasando esto… pero pasa, y es el mejor verano hasta ese momento. Hasta que llega el final de agosto, y con él, la despedida. Que no podía venir sola, no. La maldita regla otra vez presente. No pasa nada, una ducha fría y adiós regla. Otro descubrimiento de ese año, eso no funciona.

Y llegan los 19 años. Pareja estable, hasta las narices de esta regla. ¿Y si probamos la píldora anticonceptiva? Qué gran invento, tengo la regla super regular y escasa, ¿qué puedo hacer que no me venga un mes? ¿Esto que brujería maravillosa es? Y empiezan las infecciones, y las cándidas, y la falta de líbido. Esto ya no me gusta tanto. Y a los 30 le digo adiós. Una de las decisiones más difíciles que he tomado en mi vida. Y la mejor.

Empiezo a conocerme, a descubrirme. Y aprendo sobre las hormonas, sobre mi no menstruación durante tantos años. Aprendo sobre mi ciclicidad y la mujer que realmente soy. Aprendo sobre mis 4 diosas y como me visitan durante unos días cada mes. Y me enamoro de este universo, porque esto no es un mundo, es un universo entero. Y descubro una nueva pasión, que me hace florecer, que me hace volar y recordar que, hace años, me definía como un pájaro en libertad, que solo quiere verlo todo desde arriba y no parar.

Y aquí estoy hoy, andando este camino, viajando por este mundo, haciendo de él mi estilo de vida e intentando que muchas otras mujeres hagan este maravilloso viaje conmigo. 

Si te unes a él, te aviso. Viene con billete de ida. El de vuelta lo tienes disponible para cuando lo quieras, aunque te aseguro que no lo querrás ¿no me crees? Ven y compruébalo por ti misma. 

Publicado el 3 comentarios

Bienvenida al proyecto amarme

Hola! Soy Sara, terapeuta y coach menstrual y fundadora del proyecto amarme.

Supongo que te estarás preguntando qué es esto del proyecto amarme y porqué tienes que participar en él. No te preocupes, enseguida te lo cuento, pero antes déjame hacerte unas preguntas. ¿Cuánto tiempo hace que no ves a tu menstruación como tu amiga? ¿Eres de las que piensa que tener la menstruación es sólo para mostrarte que no estás embarazada y por lo tanto se puede ir ya? ¿Eres de las que ha dicho que no a un plan de playa o piscina, a una cita con tu crush o a una fiesta con tus amigas porque te ha venido la regla? ¿Tú también eres de las que piensa que tener la menopausia no trae nada bueno y sólo da problemas? ¿Eres de las que no sabe como explicarle a su hija los cambios que va a tener en su cuerpo? Genial, estás en el sitio perfecto.

El Proyecto Amarme nace con la intención de que esas ideas dejen de existir. Se acabó el que nuestra amiga nos pase la compresa como si nos estuviese pasando eso que empieza con D y se debe esconder, se acabó el tener que avergonzarnos por ver una mancha de sangre o por hablar de la menstruación. Se acabó el que nos llamen locas por nuestros cambios hormonales, señores, las personas que menstruamos somos cíclicas!

Si quieres aprender como reconciliarte con tu menstruación, entenderla y cuidarte de la mejor forma siendo consciente de tu ciclicidad, no dudes en seguirnos.

Estamos en Instagram, donde te damos un montón de información sobre este y muchos otros temas. Y no olvides navegar por la web donde encontrarás información sobre nosotras y nuestros servicios, además de cómo puedes contactar con nosotras para cualquier cosa que necesites.

Únete a este viaje único del que no querrás regresar, ¿estás preparada?

Bienvenida a tu nueva vida, bienvenida al Proyecto Amarme